perros
ACCESO USUARIOS |Email Contraseña No recuerdo mi contraseña Inciar sesión en Perros.com|No estás registrado? Regístrate Registrate en Perros.com
Foro de Adiestramiento
Adiestramiento

Niños y perros.

Página: 1 de 3
Moderadores: Damzel, sandrarf
Usuario Titulo: Niños y perros.

Rubita

¡Adicto Total!
PuntuaciónPuntuaciónPuntuaciónPuntuaciónPuntuación
1635 mensajes
Rubita
3 Albumes (19 fotos)
5 perros (19 fotos)

Sexo: Mujer
Edad: 37 años
Provincia: Toledo
Publicado: martes 08 de diciembre de 2009, 17:58
Una de las preguntas más frecuentes de los futuros padres es cómo introducir un nuevo bebé en un hogar en el que reside un perro.

Normalmente esta cuestión genera muchas dudas ya que existe cierto miedo a las futuras interacciones entre el niño y el perro. Por fortuna, la mayoría de las mascotas miran a los niños con curiosidad y no presentan signos de agresividad hacia ellos. Sin embargo, algunos perros pueden percibir a los bebes como un mamífero extraño y una posible pieza de caza, sobre todo, aquellos que nunca han visto a un bebé y, por tanto, no pueden reconocerlo como una cría de los seres humanos. Para ayudar a prevenir accidentes, debemos tomar algunas precauciones.

Tomar precauciones para evitar accidentes

En primer lugar tenemos que asegurarnos de que nuestra mascota no tiene ningún problema de agresividad hacia los niños o adultos o de que no haya presentado ningún comportamiento predatorio (de caza) hacia pájaros, gatos o cualquier otro mamífero.Si el perro ha manifestado algún tipo de agresión (anteriormente)  los padres deben consultar a un terapeuta del comportamiento animal. Éste puede evaluar al animal e indicar, si fuese necesario, un plan de trabajo para reducir la probabilidad de que el perro pueda ser agresivo con el nuevo niño.Los propietarios de perros sin problemas deben saber que sus conductas con la llegada del bebé, al recibir menos atención que antes.

El perro puede recurrir a realizar actividades destructivas para llamar la atención o hacerlo simplemente para aliviar el aburrimiento. Puede ocurrir que si se trata al animal más severamente cuando se aproxima al niño, o se le aísla para no molestarle, el perro puede establecer una asociación entre el niño y el nuevo trato. Por ello es aconsejable que el perro participe de la nueva situación familiar, si bien teniendo siempre una constante vigilancia, para que aprenda a incorporar al bebé como un miembro más de la familia.Por favor, es esencial recordar que un animal no debe estar solo con un niño en ningún caso. No porque los perros sean agresivos con los niños por naturaleza, sino porque estos últimos pueden tener reacciones extrañas hacia el animal cuando éste se les acerca para buscar contacto físico, o simplemente para abrazarles para mostrar cariño.Hasta que el nuevo miembro de la familia no sea mayorcito para comportarse apropiadamente con el animal doméstico, aproximadamente a los 10 años, no se debe permitir que los niños y perros actúen recíprocamente sin saber cómo responden en esas circunstancias.Esta es una medida de seguridad muy importante que protege tanto al niño como a la mascota.

Instrucciones para los nuevos padres

No disciplinar al perro cuando se manifieste curioso alrededor del niño.Dejar que el perro huela y vea al niño.Asociar experiencias agradables con la presencia del niño.Dedicar especialmente 10 minutos al día a interaccionar activamente con el perro.No dejar totalmente solos a niño y perro.No aislar totalmente al perro del niño.

Procedimiento antes del nacimiento

El proceso de introducción del bebé debe comenzar antes de su nacimiento. En este procedimiento se deben seguir los siguientes pasos: En primer lugar y como condición indispensable, cualquier propietario en estas circunstancias debe asegurarse de tener un buen control sobre su perro mediante una educación básica.Este proceso, cuando se parte de "cero", nos ocupará aproximadamente un período de un mes. Antes de llegar el bebé se debe establecer un horario regular de alimentación y paseos que se ajuste a la realidad de las futuras circunstancias. Deberá respetarse cuando el niño esté presente. Incluirá de uno a dos paseos diarios de una duración de 5 a 10 minutos, dedicados exclusivamente a atender las necesidades del animal.

Durante esos paseos, se ha de acariciar al perro, cuidarlo, hablarle despacio y cariñosamente, jugar con él y sus juguetes, darle masajes y todo aquello que al propietario le apetezca y sepa que a él le gusta.Para llevar a cabo este intercambio con éxito, hay que buscar los mejores momentos del día, aunque sea levantándose cinco minutos antes. Al dueño también le servirá para relajarse. Esta es una buena manera de indicar al animal que a pesar de todo lo que está sucediendo, él también es importante y cuenta para la familia.El cambio de horarios hay que realizarlo lo más pronto posible. Un buen momento sería al comenzar la educación básica o el reforzarla, si el perro ya está educado. Para que el paseo del bebé en cochecito acompañados del perro no suponga un esfuerzo extra, debe enseñársele a caminar a un lado con correa antes del nacimiento del niño. Esto contribuirá a tener un buen control sobre el animal.Las áreas donde permanecería el bebé tendrán un olor característico a emanado de los artículos que utiliza el niño (pañales, lociones, polvos y otros objetos), que es interesante para el perro. Se ha de permitir que éste se acostumbre a ellos olfateándolos antes de la llegada del bebé. El propietario puede también manosearlos e impregnarse de su olor para que el perro le huela.Igualmente, los objetos o la ropa del bebé pueden ser atractivos para el perro, por lo que permitiremos que juegue con ellos enseñándole modales y utilizando las órdenes básicas.

Cuando el bebé esté presente, tomaremos algún objeto o ropa que el niño ha usado y se los enseñaremos al animal para que se familiarice con ellos y sepa que también hay un niño involucrado en la familia. Tener la precaución de realizar los arreglos necesarios para que el animal pueda estar separado de las visitas o del bebé en algún momento, es un aspecto importante.Estas modificaciones, sin embargo se han de realizar antes de la llegada del niño, para que el perro pueda acostumbrarse y no se sorprenda. No es aconsejable llevar a la mascota a un residencia canina. Es preferible tener al perro vigilado dentro de casa por que esto disminuye la tensión. Los perros incrementan la tensión en las perreras o residencias y se vuelven temerosos a su regreso al hogar, por lo que pueden asociar su estado de miedo con la llegada del bebé. Cuando el bebé entre en casa, el propietario necesitará ayuda.Debe poder saludar y prestar atención a los animales sin tener que decirles que se marchen, o arriesgarse a intervenir porque estén molestando al bebé. Alguien debe poder sostener al bebé mientras el dueño saluda a sus mascotas.

Si se trata de un animal que salta al saludar, se le debe poner en otro cuarto hasta que todo esté tranquilo y el propietario pueda entrar a saludarlo. Si el animal es difícil de controlar debe colocársele una correa pero, antes, hay que saludarle de forma efusiva. Sólo debe empezar la presentación de los animales al bebé cuando todo esté tranquilo y bajo control, con los animales callados y en calma, cuando todo regrese a una situación normal. Este proceso puede durar de unos 15 a 30 minutos.Una vez estemos listos para comenzar con la presentación de los animales, alguien debe hacerse cargo del bebé para que el propietario pueda supervisar al perro. El animal puede oler y explorar al bebé. Si se manifiesta temeroso del niño, es aconsejable hablar suavemente con él, frotarlo, darle masaje y animarlo para seguir oliendo al bebé. No hay que sostener ni mover al pequeño en el aire delante del perro, pues podría incitar al animal a arremeter contra el niño. Esta es una conducta inapropiada y potencialmente peligrosa. En todo momento debe haber tranquilidad y la situación ha de estar totalmente controlada. Aunque un lametazo pueda ser aceptable, se debe detener al animal al instante. Si se presentan lloros o gruñidos al bebé, hay que ser capaz de corregirlos verbalmenteSi no es así, el dueño ha de colocar al animal en otro cuarto hasta que esté tranquilo.

Cuando se calme, se podrá probar nuevamente la presentación. El propietario ha de recordar que debe impedir cualquier conducta errónea, antes de que se produzca, sobresaltando al animal para que cese, y entonces, reforzar otra conducta más adecuada. Si el dueño está solo durante las primeras semanas, los animales deben estar guardados en presencia del niño. Es imposible atender a los dos y tener la seguridad de poder reprimir una mala conducta del perro.También es importante considerar el estado de la correa y su longitud que, en caso necesario, se podría utilizar para tener bajo control al perro en presencia del bebé. De esta forma, el animal puede estar cerca del niño y el dueño puede acariciarlo, pero el perro no puede arremeter para localizar y alcanzar al bebé. Si después de 3 semanas, el animal acepta al bebé sin presentar malas conductas, se puede estar tranquilo. No obstante nunca hay que dejar solos al animal y al niño.

Es erróneo pensar que el bozal evita posibles lesiones. El cráneo de un niño es muy débil como para soportar una envestida de un perro y puede llegar a producirse una fractura sin que hubiese intención. Un bozal puede prevenir una mordedura, pero no disuade al perro de arremeter contra el niño.Bajo ninguna circunstancia un animal doméstico puede dormir en el mismo cuarto que un niño.Es aconsejable usar un intercomunicador para poder cerrar la puerta de la estancia del bebé mientras duerme.

CONCLUSIONES

Exposición gradual del perro y bebé.Supervisión permanente.Prevención de respuestas incontroladas.Educación básica como entrenamiento preventivo.Controlar el comportamiento del perro y del niño.No excitar al animal. Los niños no deben alterar el sueño de los perros.

Miguel Ibáñez TalegónVeterinario. Profesor de Etología y Protección Animal Jefe del Servicio de Etología Clínica Veterinaria Facultad de Veterinaria. Universidad Complutense de Madrid.
Denunciar mensaje Citar
Usuario Titulo: Niños y perros.

Juddy

Casi Adicto
PuntuaciónPuntuaciónPuntuaciónPuntuaciónPuntuación
139 mensajes
Juddy
3 Albumes (22 fotos)
0 perros (0 fotos)

Sexo: Mujer
Edad: 39 años
Provincia: Madrid
Publicado: miércoles 09 de diciembre de 2009, 18:13
A Ker le encantan los niños..ve uno y para allá va a darles besitos y a q le acaricien...eso es bueno,no??? de mayor no debería de hacerles nada,no??
Denunciar mensaje Citar
Usuario Titulo: Niños y perros.

Rubita

¡Adicto Total!
PuntuaciónPuntuaciónPuntuaciónPuntuaciónPuntuación
1635 mensajes
Rubita
3 Albumes (19 fotos)
5 perros (19 fotos)

Sexo: Mujer
Edad: 37 años
Provincia: Toledo
Publicado: miércoles 09 de diciembre de 2009, 18:51
Los PitBull vienen con ese instinto de serie!! jejejejejeLes vuelven locos los niños......
Denunciar mensaje Citar
Usuario Titulo: Niños y perros.

Beatlens

Aprendiz
PuntuaciónPuntuaciónPuntuaciónPuntuaciónPuntuación
10 mensajes
Beatlens
0 Albumes (0 fotos)
1 perros (5 fotos)

Sexo: Hombre
Edad: 35 años
Provincia: Baja California
Publicado: miércoles 09 de diciembre de 2009, 19:27
Rubita, muchas gracias por esta info. Yo tengo en mi casa a mi bebe de 2 meses (Suri), y es obvio que Harrison se ha portado muy curioso con ella. Ya se acostumbro a la bebe. A mi me gusta cargar a Harrison y acercarlo a Suri para que el la vea; y Suri tambien ya lo va conociendo, y hasta le sonrie, jajajajaja. Solo que mi esposa no me permite que lo acerque demasiado a que Harrison la huela mas de cerca o la toque, pero creo q gradualmente podra haber mas interaccion.Como dice tu comment, creo q es importante no ignorar al perro por la llegada de la bebe. Me preocupo mucho por eso, porq mi esposa si se ha puesto muy estricta y regañona con Harrison; asi que yo soy el juega y habla mas con el.Se que con el tiempo Harrison va a querer mas a Suri que a nosotros, jajajajajajaja.Saludos.
Denunciar mensaje Citar
Usuario Titulo: Niños y perros.

Rubita

¡Adicto Total!
PuntuaciónPuntuaciónPuntuaciónPuntuaciónPuntuación
1635 mensajes
Rubita
3 Albumes (19 fotos)
5 perros (19 fotos)

Sexo: Mujer
Edad: 37 años
Provincia: Toledo
Publicado: miércoles 09 de diciembre de 2009, 21:48
Eso seguro.Se convertira en su hermanito inseparable.Ya nos iras contando.besos.
Denunciar mensaje Citar
Usuario Titulo: Niños y perros.

chese123

¡Adicto Total!
PuntuaciónPuntuaciónPuntuaciónPuntuaciónPuntuación
3410 mensajes
chese123
0 Albumes (0 fotos)
0 perros (0 fotos)

Sexo: Mujer
Edad: 43 años
Provincia: Asturias
Publicado: lunes 21 de diciembre de 2009, 06:04
Os cuento mi experiencia.Tengo una niña que cumple 3 años en abril.Cuando me quedé embarazada Che ya llevabavarios meses con nosotros.Nunca me preocupé pues siempre le gustaron los niños,Casi me enteré que estaba embarazada por él pues me olía constantemente con él.Siempre lo llevaba conmigo a pasear y procuraba ir por sitios donde hubiera niños.Eso sí lo saqué de la habitación cuando estaba de 3 meses.Cada vez que trianos una csa a casa para la bebé se lo ibamo explicando.El pobre se acostumbró rápidco a los cambios de horario pues yo estuve varias veces ingresada en la maternidad.Cuando nació mi marido le bajó una mantita con la que había envuelto a la cria.Yo casi siempre los sacó a los 2, aunque es un poco aparatoso, pero es muy bueno para evitar celos.Así lo hicimos y nos resultó muy bien.
Denunciar mensaje Citar
Usuario Titulo: Niños y perros.

shetan

Antiguo Usuario
Publicado: sábado 09 de enero de 2010, 21:31
hola soy un niña de que hablaban de los niños a si ya de los perros si son tan hermosos y brillantes con los niños yo se mucho de eso acaso que el niño maltrate a su mascota hay dios mio yo soy una niña de 11 años preguntarme lo que os ocurra lo que vosotros querais de eso de ese tipo haber yo se muchas muchisimas no muchas no muchisimas si muchas cosas de ese tio pero eso no lo de las montas y eso no porfabor esas preguntas para mi no para mi perro jaja no hombre para mi todo que va hombre si un saludo desde cantabria a españa
Denunciar mensaje Citar
Usuario Titulo: Niños y perros.

shetan

Antiguo Usuario
Publicado: sábado 09 de enero de 2010, 21:31
 :-)en fin y a el cavo nada de nada si bueno si halgo si jaja si los perros is me encantan si
Denunciar mensaje Citar
Usuario Titulo: Niños y perros.

baudin

¡Adicto Total!
PuntuaciónPuntuaciónPuntuaciónPuntuaciónPuntuación
896 mensajes
baudin
0 Albumes (0 fotos)
8 perros (20 fotos)

Sexo: Hombre
Edad: 58 años
Provincia: Madrid
Publicado: sábado 09 de enero de 2010, 22:38
otro punto de vista... parecido pero discrepo en algunas cosas (encerrar al animal, forma de presentacion..) , esto es el resultado de muchas experiencias de presentacion con exitoPero en esencia mi consejo no puede ser otro que asegurarse de que el perro, que de repente se ve destronado después de haber adquirido con sus gracias, con su lealtad, su compañerismo, su carácter bonachón y tranquilo, el estatus de “Rey de la Casa” durante todo el tiempo que ha durado esa especie de “mènage a trois”, no se sienta más fuera de lugar de lo realmente imprescindible. Es decir, que no se vea totalmente relegado ni ignorado. Que continúe sintiéndose “parte de” esa familia a la que ha llegado a pertenecer con todas las de la Ley.Felizmente, para todos los implicados, un embarazo dura nueve meses y por lo tanto, los propietarios van a tener tiempo más que suficiente para prepararlo todo, teniendo por “todo” no sólo el ajuar del bebé y su habitación sino también para afrontar con la necesaria antelación cómo habrá de ser desde el primer día la relación de su querido peludo con su ansiado hijo.Y por tanto no hay, no puede haberlas, excusas validas para justificar que las cosas no se hagan bien desde el principio. Como tampoco las hay para pensar que la llegada del bebé tenga que significar desprenderse de ése otro bebé eterno de cuatro patas que ha sido y continuará siendo.Lo primero a tener en cuenta es que un perro sano es un perro que no planteará ninguna preocupación añadida a los propietarios y por lo tanto es importante hacer una visita al Veterinario y desparasitar y luego revacunar convenientemente a nuestro perro. Y luego continuar desparasitándole regularmente, cada tres meses, durante todo el resto del embarazo y también, posteriormente, mientras el niño crece. De esta forma estaremos seguros de que el  no represente riesgo alguno para el pequeño.Luego vienen toda otra serie de consideraciones que hay que hacerse con tiempo y previsión. “¿Cómo de educado es?” “¿Acata fácilmente las órdenes?” “¿Se sienta, se tumba, acude a la llamada, presto, cuando se le pide que lo haga?”  Lo ideal es que se conteste que es un portento de educación pero… con la mano en el corazón, hagamos de nuevo esas preguntas y seamos totalmente sinceros. “¿De verdad es el perro ideal, el modelo perfecto de obediencia?”Si no lo es, tenemos unos cuántos meses por delante para ponernos y ponerle las pilas; buscar un adiestrador experto (mi consejo no es que se le lleve a una escuela y se le deje allí uno o dos meses a merced de los educadores, sino que sea el educador quien venga a casa y, juntos, el perro, los dueños y él, hagan los deberes en casa, en la calle y en el parque) y asegurarnos de que se convierta definitivamente en ese perro casi perfecto que responde a la orden inmediatamente y de forma contundente.Ahora viene la segunda cuestión… “¿Es excesivamente posesivo con sus juguetes, su hueso, su comida, su cama, su caseta?” “¿Ha hecho amago, alguna vez, de morder a algún niño o a algún adulto, cualquiera que fuera la situación y la motivación?” “¿Tiene tendencia a perseguir cualquier cosa que se mueva, sea persona, gato, pájaro o moto, bicicleta, pelota, etc.?” Porque si lo es, si a alguna de estas cuestiones se contesta con un “sí”, también hay que ponerle remedio y cuánto antes. Y para ello hemos de confiar en ese educador que, de la misma manera que le ha enseñado a ser obediente, sabrá y podrá corregir los “desmanes” para asegurarse de que el carácter excesivamente dominante –porque eso es lo que es—de nuestro perro quede suficientemente tamizado y bajo el necesario control. Porque lo que se pretende es que el perro aprenda cuál es su lugar en la familia, lo acate y lo acepte y no tenga por qué representar ningún problema en el futuro.Con todos estos datos en mente, ya sólo hay que ponerse manos a la obra. Y esperar al dulce acontecimiento con la tranquilidad de las cosas bien hechas.Luego, cuando el bebé nazca habrá que usar una serie de pequeños trucos que servirán para que el perro acepte de buen grado al recién llegado y no sólo eso, sino que lo asuma como uno más de “su” familia, de “su” manada,  respetándole, queriéndole y protegiéndole como lo haría con su propia prole.Pasarán los años y el niño aprenderá a caminar agarrado al rabo de nuestro perro cual taca-taca. Se sentará al lado suyo mientras come y le robará inocentemente alguna bolita del plato como si tal cosa; hará los deberes, cuando crezca un poco más, mientras el dormita a su lado feliz y la relación será mágica, porque además  se convertirá en el mejor confidente, aquél que escuchará todas las pequeñas historias, moviendo el rabo y mirando con dulzura a “su” niño. Y éste, cuando se haga mayor guardará un recuerdo imborrable y especial de aquél que fuera, en la infancia, su mejor y más fiel amigo.Tras el nacimiento del bebé y antes incluso de que llegue a casa, lo ideal es que el perro tenga acceso y pueda olisquear (y lamer) libremente alguno de los primeros pañales del niño y, también, sus patucos y su ropita. Esta tarea incumbirá al feliz papá que habrá de llevar a casa todo esto y presentárselo al perro para que se familiarice con el olor del recién nacido, creando así el primer vínculo.Esto, que parece un poco asqueroso, tiene mucho que ver con los más atávicos y primitivos instintos de los cánidos que desde siempre han utilizado el olfato como herramienta para el “bonding” o vinculación afectiva y emocional con su prole y demás congéneres de la manada.Cuando el bebé llega a casa es esencial que el perro pueda verle y tocarle con su hocico. Para ello lo ideal es que se deposite al recién nacido en el suelo y se permita al animal acercarse, olfatearle e incluso lamerle los pies, dado que desprenden un olor muy fuerte y característico que conciliará al rey de la casa con su competidor. Esto hay que hacerlo sin nervios ni aspavientos y por lo tanto es preferible que no haya delante más que el padre y la madre y que mientras ella le “ofrece” al niño, él tranquilice al perro por su comportamiento amigable a la par que curioso. Palabras de ánimo del tipo de “buen chico, Bobby”, “Muy bien,Bobby”, “mira qué lindo bebé, Bobby” le harán sentirse relajado, tanto como gestos suaves y relajados.En los días y semanas posteriores, el perro deberá tomar una parte relativamente activa en el cuidado del bebé, entendiendo por tal que no se le aparte bruscamente, no se le encierre en otra habitación, no se le haga de menos. Además habrá que reservar algunos minutos al día para el juego y el paseo, haciéndole sentir que continúa siendo especial y querido. Hacerle partícipe del momento de dar de mamar al bebé o bañarle, permitiéndole que se tumbe cerca es esencial. También, que se acostumbre al llanto del niño y comprenda que nadie se pone nervioso porque llore y él tampoco debe hacerlo.Machos castrados y hembras esterilizadas son por lo general animales más sumisos y gentiles en el contacto diario con el ser humano, tanto como con otros congéneres. Por lo tanto sería una buena práctica esterilizar o castrar al amigo peludo en los meses previos al parto. Esto, además de beneficioso para la convivencia familiar, lo es para la salud del animal dado que previene la aparición de infecciones del aparato urogenital y tumores de próstata, mama, útero y ovarios.MUY IMPORTANTEIncluso el perro más afable y cariñoso puede ver desatado su instinto predatorio con cualquier pequeño detalle que escapa a nuestra comprensión. Por lo tanto es responsabilidad de los padres y cuidadores de bebés y niños pequeños asegurarse de que el perro NUNCA se quede slo con el bebe humanoSI vas a cambiar algo en el comportamiento del perro, prohbirle la entrada a algunas habitaciones, etc...hazlo mucho antes de la llegada del bebe, para que no lo asocie con el
Denunciar mensaje Citar
Usuario Titulo: Niños y perros.

educa2

¡Adicto!
PuntuaciónPuntuaciónPuntuaciónPuntuaciónPuntuación
236 mensajes
Sin foto
0 Albumes (0 fotos)
0 perros (0 fotos)

Sexo: Mujer
Edad: 36 años
Provincia: Valladolid
Publicado: domingo 10 de enero de 2010, 00:33
Os cuento mi experiencia por si a alguien le sirve:Yo no me entere de que estaba embarazada hasta que mis perros no venian todos los dias a todas horas a chuperretearme la barriga, estaba de unas 3 semanas cuando empezo estoy decidi hacerme un test. Pum estaba embarazada, jijiijij.Al empezar a comprar la ropita, la cuna, pintar la habitacion, comprar el cochecito,... todo lo vivieron ellos, se lo deje oler todo, ver todo y participaron en todos los preparativos antes de que viniera la niña. Todas las mañanas y todas las noches me revisaban la barriga para saber si aun estaba alli el bichejillo ys i estaba bien uans lametadas y ale solucionado el tema.No deje de sacarles en ningun momento, ni de jugar a lo bruto con ellos ni de nada, eso es muy importante. Cuando nacio la niña y vinimos a casa lo primero que hice fue dejar el maxicosi en el suelo con la niña nada mas entrar y subir a la habitacion de la niña para ver si estaba todo preparado para tumbarla en la cuna. Mientras los perros y lso gatis se quedaron abajo oliendo y chupando a la enana. Baje la cogi la meti en la cuna y perfectamente.Nunca he tenido ningun problema, ya tiene nueve meses la niña y sacamos a los perros juntas todas las mañanas y todas las noches como todos los dias de mi vida. les puedo dejar solos que sin problema. De hehco mucahs veces pongo una manta en el suelo y ale la niña con los perros y lso gatos alli todos revueltos. Yo me voy a hacer la casa o mis cosas y si pasa algo los perros me avisan si no pues ale siguen ahi todos dandose besitos y la niña saltando encima de ellos y tirandoles de los pelos, mordiendoles y chupandoles, jiijijji.
Denunciar mensaje Citar
Usuario Titulo: Niños y perros.

jimher

Casi Adicto
PuntuaciónPuntuaciónPuntuaciónPuntuaciónPuntuación
63 mensajes
Sin foto
1 Albumes (18 fotos)
4 perros (12 fotos)

Sexo: Hombre
Edad: 45 años
Provincia: Cáceres
Publicado: sábado 23 de enero de 2010, 21:02
a mis dogos canarios les encanta jugar con los niños pero la fama ke tienen hace ke los padres tengan miedo de ke los niños se acerken .
Denunciar mensaje Citar
Usuario Titulo: Niños y perros.

chese123

¡Adicto Total!
PuntuaciónPuntuaciónPuntuaciónPuntuaciónPuntuación
3410 mensajes
chese123
0 Albumes (0 fotos)
0 perros (0 fotos)

Sexo: Mujer
Edad: 43 años
Provincia: Asturias
Publicado: lunes 25 de enero de 2010, 23:06
Copio y pego de evento que me ha llegado a través de facebookOrganizador(a): Amigos de BlueNitDogs Tipo: Educación - Conferencia Red: Global Hora de inicio: El Sábado, 06 de marzo de 2010 a las 10:00 Hora de finalización: El Domingo, 07 de marzo de 2010 a las 19:00 Lugar: FUENLABRADA. (MADRID). Interesante seminario, en el que se analiza como desarrollar un programa de asesoramiento y aplicación para que la relación y convivencia entre niños y perros sea óptima. Revisión de casos prácticos. Muy recomendado para profe DescripciónINTRODUCCIÓNLa educación en positivo. Garantías de éxito.Perros equilibrados + niños = relación excelente Dominancia.El gran error de planteamiento.HOGARES CON PERROSLlegada del niño . Que hacer y que no hacer :• Durante el embarazo.• La llegada a casa.• Los primeros meses.• Como construir una relación única.Niños pequeños (2 a 5 años)• Condicionamiento clásico.Asociaciones muy negativas.• Excitación vs.Estimulación mental.• Independencia.• Desensibilizar errores de niños.• Actividades conjuntas.Deberes para el niño y para el perro.Niños pre-adolescentes (6 a 14 años)• Asumiendo responsabilidades.• Actividades conjuntas.CASAS CON NIÑO. Llegada de un perro.• Llegada de un cachorro.• Llegada de un perro adoptado.Conclusiones finales.
Denunciar mensaje Citar
Usuario Titulo: Niños y perros.

prax

Quiero ser Adicto
PuntuaciónPuntuaciónPuntuaciónPuntuaciónPuntuación
53 mensajes
prax
0 Albumes (0 fotos)
0 perros (0 fotos)

Sexo: Hombre
Edad: 57 años
Provincia: Jalisco
Publicado: jueves 04 de febrero de 2010, 08:02
En lo concerniente a la autoridad, con perros de temperamento, el sistema de condicionamiento instrumental cambia las jerarquías de una manera natural, es notable como un niño de 6 años puede manejar a un Gran Danés de 10 meses, después de a ver sido condicionado.Ahora bien, pensemos en el mismo Gran Danés después de pasar el día solo,  recibiendo al mismo niño al entrar a la casa, lo raro sería que no le pasara por encima, pero aquí es donde el sistema operante entra en acción, si el perro en realidad está condicionado, el niño como el papa podrán frenarlo, sentándolo o dándole el quieto, la autoridad si debe ser impuesta, pero a que costo? pensemos en esto, nuestro punto de vista como entrenadores siempre es la funcionalidad, pero si un propietario tiene un perro dominante y  niños, la convivencia será insoportable,  pasando el perro a ser recluido en patio trasero, o golpeado fuerte y regularmente por los propietarios.Cuando con el cuidado y  espacio suficiente, un lugar de cuando menos 2.50 metros cuadrados, puede ser un excelente perro de protección, que una vez entrenado (condicionado) pueda convivir con la familia y los niños.La mejor forma de imponer autoridad es empezando una educación temprana, sobre todo con jaula y/o kennel para enseñarle a ir al baño en una charola, este tipo de ejercicios, junto con los básicos incrementan la atención y el control del perro.Jorge Alzaga Ubeda. http://estacionanimal.wordpress.com/
Denunciar mensaje Citar
Usuario Titulo: Niños y perros.

KEYLORNON

Novato
PuntuaciónPuntuaciónPuntuaciónPuntuaciónPuntuación
2 mensajes
KEYLORNON
1 Albumes (10 fotos)
0 perros (1 fotos)

Sexo: Hombre
Edad: 26 años
Provincia: Los Ríos
Publicado: lunes 08 de febrero de 2010, 22:22
Leete las normasNorma nº17. El uso de las mayúsculas.No debes escribir con mayúsculas, ya que estas simbolizan gritos y dificultan la lectura. Los post no escritos con minúsculas tendran que ser editados y escritos correctamente por sus autores.
Denunciar mensaje Citar
Usuario Titulo: Niños y perros.

miguelikoO

Novato
PuntuaciónPuntuaciónPuntuaciónPuntuaciónPuntuación
1 mensajes
Sin foto
0 Albumes (0 fotos)
2 perros (2 fotos)

Sexo: Hombre
Edad: 32 años
Provincia: Madrid
Publicado: viernes 12 de febrero de 2010, 23:10
Muchas gracias esto me ha servido de gran ayuda ya que en dos meses sere padre y tengo 2 Bull Terrier  
Denunciar mensaje Citar
Usuario Titulo: Niños y perros.

mipitbull

Novato
PuntuaciónPuntuaciónPuntuaciónPuntuaciónPuntuación
2 mensajes
mipitbull
1 Albumes (41 fotos)
1 perros (14 fotos)

Sexo: Mujer
Edad: 34 años
Provincia: Valencia
Publicado: martes 16 de febrero de 2010, 20:56
Una de las preguntas más frecuentes de los futuros padres es cómo introducir un nuevo bebé en un hogar en el que reside un perro. Normalmente esta cuestión genera muchas dudas ya que existe cierto miedo a las futuras interacciones entre el niño y el perro. Por fortuna, la mayoría de las mascotas miran a los niños con curiosidad y no presentan signos de agresividad hacia ellos. Sin embargo, algunos perros pueden percibir a los bebes como un mamífero extraño y una posible pieza de caza, sobre todo, aquellos que nunca han visto a un bebé y, por tanto, no pueden reconocerlo como una cría de los seres humanos. Para ayudar a prevenir accidentes, debemos tomar algunas precauciones.Tomar precauciones para evitar accidentesEn primer lugar tenemos que asegurarnos de que nuestra mascota no tiene ningún problema de agresividad hacia los niños o adultos o de que no haya presentado ningún comportamiento predatorio (de caza) hacia pájaros, gatos o cualquier otro mamífero.Si el perro ha manifestado algún tipo de agresión anteriormente, los padres deben consultar a un terapeuta del comportamiento animal. Éste puede evaluar al animal e indicar, si fuese necesario, un plan de trabajo para reducir la probabilidad de que el perro pueda ser agresivo con el nuevo niño.Los propietarios de perros sin problemas deben saber que sus conductas con la llegada del bebé, al recibir menos atención que antes. El perro puede recurrir a realizar actividades destructivas para llamar la atención o hacerlo simplemente para aliviar el aburrimiento. Puede ocurrir que si se trata al animal más severamente cuando se aproxima al niño, o se le aísla para no molestarle, el perro puede establecer una asociación entre el niño y el nuevo trato. Por ello es aconsejable que el perro participe de la nueva situación familiar, si bien teniendo siempre una constante vigilancia, para que aprenda a incorporar al bebé como un miembro más de la familia.Por favor, es esencial recordar que un animal no debe estar solo con un niño en ningún caso. No porque los perros sean agresivos con los niños por naturaleza, sino porque estos últimos pueden tener reacciones extrañas hacia el animal cuando éste se les acerca para buscar contacto físico, o simplemente para abrazarles para mostrar cariño.Hasta que el nuevo miembro de la familia no sea mayorcito para comportarse apropiadamente con el animal doméstico, aproximadamente a los 10 años, no se debe permitir que los niños y perros actúen recíprocamente sin saber cómo responden en esas circunstancias.Esta es una medida de seguridad muy importante que protege tanto al niño como a la mascota.Instrucciones para los nuevos padresNo disciplinar al perro cuando se manifieste curioso alrededor del niño.Dejar que el perro huela y vea al niño.Asociar experiencias agradables con la presencia del niño.Dedicar especialmente 10 minutos al día a interaccionar activamente con el perro.No dejar totalmente solos a niño y perro.No aislar totalmente al perro del niño.Procedimiento antes del nacimientoEl proceso de introducción del bebé debe comenzar antes de su nacimiento. En este procedimiento se deben seguir los siguientes pasos: En primer lugar y como condición indispensable, cualquier propietario en estas circunstancias debe asegurarse de tener un buen control sobre su perro mediante una educación básica.Este proceso, cuando se parte de "cero", nos ocupará aproximadamente un período de un mes. Antes de llegar el bebé se debe establecer un horario regular de alimentación y paseos que se ajuste a la realidad de las futuras circunstancias. Deberá respetarse cuando el niño esté presente. Incluirá de uno a dos paseos diarios de una duración de 5 a 10 minutos, dedicados exclusivamente a atender las necesidades del animal. Durante esos paseos, se ha de acariciar al perro, cuidarlo, hablarle despacio y cariñosamente, jugar con él y sus juguetes, darle masajes y todo aquello que al propietario le apetezca y sepa que a él le gusta.Para llevar a cabo este intercambio con éxito, hay que buscar los mejores momentos del día, aunque sea levantándose cinco minutos antes. Al dueño también le servirá para relajarse. Esta es una buena manera de indicar al animal que a pesar de todo lo que está sucediendo, él también es importante y cuenta para la familia.El cambio de horarios hay que realizarlo lo más pronto posible. Un buen momento sería al comenzar la educación básica o el reforzarla, si el perro ya está educado. Para que el paseo del bebé en cochecito acompañados del perro no suponga un esfuerzo extra, debe enseñársele a caminar a un lado con correa antes del nacimiento del niño. Esto contribuirá a tener un buen control sobre el animal.Las áreas donde permanecería el bebé tendrán un olor característico a emanado de los artículos que utiliza el niño (pañales, lociones, polvos y otros objetos), que es interesante para el perro. Se ha de permitir que éste se acostumbre a ellos olfateándolos antes de la llegada del bebé. El propietario puede también manosearlos e impregnarse de su olor para que el perro le huela.Igualmente, los objetos o la ropa del bebé pueden ser atractivos para el perro, por lo que permitiremos que juegue con ellos enseñándole modales y utilizando las órdenes básicas. Cuando el bebé esté presente, tomaremos algún objeto o ropa que el niño ha usado y se los enseñaremos al animal para que se familiarice con ellos y sepa que también hay un niño involucrado en la familia. Tener la precaución de realizar los arreglos necesarios para que el animal pueda estar separado de las visitas o del bebé en algún momento, es un aspecto importante.Estas modificaciones, sin embargo se han de realizar antes de la llegada del niño, para que el perro pueda acostumbrarse y no se sorprenda. No es aconsejable llevar a la mascota a un residencia canina. Es preferible tener al perro vigilado dentro de casa por que esto disminuye la tensión. Los perros incrementan la tensión en las perreras o residencias y se vuelven temerosos a su regreso al hogar, por lo que pueden asociar su estado de miedo con la llegada del bebé. Cuando el bebé entre en casa, el propietario necesitará ayuda.Debe poder saludar y prestar atención a los animales sin tener que decirles que se marchen, o arriesgarse a intervenir porque estén molestando al bebé. Alguien debe poder sostener al bebé mientras el dueño saluda a sus mascotas. Si se trata de un animal que salta al saludar, se le debe poner en otro cuarto hasta que todo esté tranquilo y el propietario pueda entrar a saludarlo. Si el animal es difícil de controlar debe colocársele una correa pero, antes, hay que saludarle de forma efusiva. Sólo debe empezar la presentación de los animales al bebé cuando todo esté tranquilo y bajo control, con los animales callados y en calma, cuando todo regrese a una situación normal. Este proceso puede durar de unos 15 a 30 minutos.Una vez estemos listos para comenzar con la presentación de los animales, alguien debe hacerse cargo del bebé para que el propietario pueda supervisar al perro. El animal puede oler y explorar al bebé. Si se manifiesta temeroso del niño, es aconsejable hablar suavemente con él, frotarlo, darle masaje y animarlo para seguir oliendo al bebé. No hay que sostener ni mover al pequeño en el aire delante del perro, pues podría incitar al animal a arremeter contra el niño. Esta es una conducta inapropiada y potencialmente peligrosa. En todo momento debe haber tranquilidad y la situación ha de estar totalmente controlada. Aunque un lametazo pueda ser aceptable, se debe detener al animal al instante. Si se presentan lloros o gruñidos al bebé, hay que ser capaz de corregirlos verbalmenteSi no es así, el dueño ha de colocar al animal en otro cuarto hasta que esté tranquilo. Cuando se calme, se podrá probar nuevamente la presentación. El propietario ha de recordar que debe impedir cualquier conducta errónea, antes de que se produzca, sobresaltando al animal para que cese, y entonces, reforzar otra conducta más adecuada. Si el dueño está solo durante las primeras semanas, los animales deben estar guardados en presencia del niño. Es imposible atender a los dos y tener la seguridad de poder reprimir una mala conducta del perro.También es importante considerar el estado de la correa y su longitud que, en caso necesario, se podría utilizar para tener bajo control al perro en presencia del bebé. De esta forma, el animal puede estar cerca del niño y el dueño puede acariciarlo, pero el perro no puede arremeter para localizar y alcanzar al bebé. Si después de 3 semanas, el animal acepta al bebé sin presentar malas conductas, se puede estar tranquilo. No obstante nunca hay que dejar solos al animal y al niño. Es erróneo pensar que el bozal evita posibles lesiones. El cráneo de un niño es muy débil como para soportar una envestida de un perro y puede llegar a producirse una fractura sin que hubiese intención. Un bozal puede prevenir una mordedura, pero no disuade al perro de arremeter contra el niño.Bajo ninguna circunstancia un animal doméstico puede dormir en el mismo cuarto que un niño.Es aconsejable usar un intercomunicador para poder cerrar la puerta de la estancia del bebé mientras duerme.CONCLUSIONESExposición gradual del perro y bebé.Supervisión permanente.Prevención de respuestas incontroladas.Educación básica como entrenamiento preventivo.Controlar el comportamiento del perro y del niño.No excitar al animal. Los niños no deben alterar el sueño de los perros.Miguel Ibáñez TalegónVeterinario. Profesor de Etología y Protección Animal Jefe del Servicio de Etología Clínica Veterinaria Facultad de Veterinaria. Universidad Complutense de Madrid.
Denunciar mensaje Citar
Usuario Titulo: Niños y perros.

pulgitapupy

Aprendiz
PuntuaciónPuntuaciónPuntuaciónPuntuaciónPuntuación
12 mensajes
pulgitapupy
0 Albumes (0 fotos)
3 perros (2 fotos)

Sexo: Mujer
Edad: 29 años
Provincia: Quintana Roo
Publicado: viernes 26 de febrero de 2010, 21:21
mis perras son muy juguetonas con mi hermanita  
Denunciar mensaje Citar
Usuario Titulo: Niños y perros.

esSpeee

Quiero ser Adicto
PuntuaciónPuntuaciónPuntuaciónPuntuaciónPuntuación
18 mensajes
esSpeee
1 Albumes (32 fotos)
2 perros (18 fotos)

Sexo: Mujer
Edad: 29 años
Provincia: Valencia
Publicado: martes 06 de abril de 2010, 23:02
a mi labradora le encantan los niños siempre esta jugando con mi hermana y mis primos es muy buena perrita siempre esta disponible para todo
Denunciar mensaje Citar
Usuario Titulo: Niños y perros.

shetan

Antiguo Usuario
Publicado: martes 06 de abril de 2010, 23:26
hola yo conoco a un perro que le encantan los niños es preciososo:)
Denunciar mensaje Citar
Usuario Titulo: Niños y perros.

esSpeee

Quiero ser Adicto
PuntuaciónPuntuaciónPuntuaciónPuntuaciónPuntuación
18 mensajes
esSpeee
1 Albumes (32 fotos)
2 perros (18 fotos)

Sexo: Mujer
Edad: 29 años
Provincia: Valencia
Publicado: miércoles 07 de abril de 2010, 14:31
si esq los perros son muy cariñosos y mas un perro que se preocupe tanto por un niño, las mias la verdas es que se portan tan bien que estoy muy orgullosa de ellas.
Denunciar mensaje Citar
Usuario Titulo: Niños y perros.

chemaysissy

Casi Adicto
PuntuaciónPuntuaciónPuntuaciónPuntuaciónPuntuación
76 mensajes
chemaysissy
0 Albumes (0 fotos)
2 perros (2 fotos)

Sexo: Mujer
Edad: 61 años
Provincia: Lima Provincias
Publicado: sábado 01 de mayo de 2010, 21:07
holaaaa, en casa tengo a dos wire fox y a una mestiza que recojimos de la calle, sasha ya tiene dos años y pesa 20 kilos...........a ella le gustan mucho los niños pero tengo a dos sobrinos d e 6 y 3 años en casa, que quieren jugar con shasha jalandole los bigotes, la mama no quiere que los niños interactuen asi y les reprocha y retira cuando ellos se acercan a sasha........ hace un mes mas o menos, sasha cuando pasea por la calle, pretende jugar a los mordiscos con niños que tienden la mano para cogerla................como va siempre con su correa la jalamos y le decimos no pero temo que nos cause algun problema con eso,  no se..........¿que me sugieren amigos?
Denunciar mensaje Citar


conectados
Usuarios conectados
Tenemos 612 usuarios conectados. 611 invitados y 1 miembro/s: Pelu2,

Enlaces link Razas de perros|Foro de Perros|Venta perros|Adiestramiento perros|Adopciones de perros
Razas destacadas link Pastor alemán|Bulldog|Bull terrier|Yorkshire|Boxer|San bernardo|Schnauzer|Golden Retriever|Doberman|Labrador Retriever
Copyright © 1997-2015 Perros.com - Todos los derechos reservados
Publicidad en Perros.com| |Aviso Legal|Política de privacidad|Condiciones de uso